Nuevos Desafíos, el mismo compromiso

Paulina García 2

El año recién pasado fue un año de desafíos, de cambios y de tomar riesgos. Los resultados de los primeros meses no nos dejaban espacio para seguir cayendo y confirmamos, una vez más, que el trabajo de un equipo bien cohesionado, con un objetivo común y tomando en conjunto decisiones que fueron difíciles, nos permitió revertir la tendencia del primer trimestre. Debimos luego perseverar y recordar los valores que siempre fueron parte de la cultura de Jaime Illanes y Asociados y que hicieron de nuestra empresa una organización exitosa en el pasado, logrando a final de año resultados que nos dejan mucho mejor preparados y con una visión optimista para el 2019.

Todavía nos queda mucho por trabajar para lograr el pleno camino de crecimiento que tuvimos alguna vez, no debemos bajar los brazos y más allá de las mejores perspectivas de la economía, el resultado final del año sólo será positivo si trabajamos con dedicación y esfuerzo y recordamos como una lección aprendida que no basta creernos que somos buenos sino trabajar continuamente en ser los mejores.

Cada uno desde su lugar tiene mucho por hacer, mantener a nuestros clientes satisfechos con nuestros servicios, conquistar clientes que no nos conocen, hacer propuestas novedosas y atractivas, cuidar nuestros recursos: la gestión de los proyectos y la planificación no deben descuidarse.

Tenemos como organización una ventaja poderosa, las personas que forman esta empresa. Hoy, estamos fortaleciendo los equipos de trabajo, pensando que la interacción entre el conocimiento innovador de los más jóvenes y la experiencia de los profesionales senior son la combinación perfecta. Esta ventaja la debemos aprovechar en beneficio de nuestros clientes, de nuestra empresa y también como un aporte concreto al desarrollo sustentable de nuestro país. Cómo no vamos a estar orgullosos y motivados de realizar un trabajo de excelencia, utilizando las nuevas tecnologías y mejorando los procedimientos y metodologías, pensando ya en nuevas formas de hacer negocio.

La diversidad de nuestro equipo humano es absolutamente necesaria para generar una mayor productividad y fomentar la innovación. También mantiene el buen clima laboral interno, mejorando la articulación de una organización moderna. No perdamos de vista que esta empresa está formada por personas, que todos nos podemos equivocar, que todos somos sujetos de grandes alegrías y también de grandes tristezas. Compartamos, seamos solidarios y empáticos, hagamos de esta empresa no sólo una empresa exitosa en términos de resultados, sino también un gran lugar para trabajar y desarrollarnos.

Los invito a que todos estemos abiertos a los nuevos cambios, tengo la confianza de que lograremos un año exitoso si continuamos trabajando con pasión, con compromiso y con la responsabilidad que nos ha caracterizado.