Licitación de terrenos de Bienes Nacionales para proyectos de generación de energía

Nuestra Senior MARCELA ALDAY escribió la siguiente columna de opinión en la revista Electricidad (Nº 169 de Marzo 2014)sobre la licitación de terrenos de Bienes Nacionales para proyectos de generación de energía. Esta nota fue recientemente publicada también en el portal Central Energía.

En diciembre de 2013, el Ministerio de Bienes Nacionales abrió una licitación pública para el otorgamiento de concesiones de uso oneroso, de terrenos emplazados en siete sectores de las regiones de Tarapacá, Antofagasta y de Atacama.

Estos paños de terrenos varían entre las 285 y 1.156 hectáreas de extensión, en donde cada concesionario deberá elegir una superficie de 150 hectáreas, en el plazo de un año, para construir un mínimo de 350 MW.

Esta iniciativa deja entrever el interés del saliente Gobierno por promover proyectos de generación eléctrica, con una evidente inclinación por la termoeléctrica. En efecto, todos los terrenos a licitar se emplazan en zona costera, lo que es ideal para obtener el agua para el proceso de enfriamiento de los condensadores; además, por las superficies máximas que deben elegirse (150 hectáreas) y la potencia que se exige instalar –350 MW− no cabe otra posibilidad de planificar en ellos proyectos de generación termoeléctrica.

La pregunta que muchos nos hacemos es ¿qué ganan las empresas participando en estas licitaciones? Esto, porque una cantidad importante de proyectos de generación termoeléctrica han sufrido problemas en el Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental y/o en los Tribunales de Justicia, a raíz de sus tramitaciones ambientales. Lo ideal habría sido darles alguna seguridad a los oferentes, en este sentido.

Una herramienta idónea para aquello está disponible en nuestra legislación ambiental y corresponde a la Evaluación Ambiental Estratégica (EAE). Uno de sus objetivos principales es fortalecer y facilitar la evaluación de impacto ambiental de proyectos. La EAE está definida en la Ley 19.300 como “el procedimiento realizado por el Ministerio sectorial respectivo, para que se incorporen las consideraciones ambientales del desarrollo sustentable, al proceso de formulación de las políticas y planes de carácter normativo general, que tengan impacto sobre el medio ambiente o la sustentabilidad, de manera que ellas sean integradas en el dictamen de la respectiva política y plan, y sus modificaciones sustanciales”.

En este caso una EAE voluntaria habría facilitado enormemente el camino a las empresas interesadas en la construcción de proyectos de generación de energía, en los sitios que hoy ofrece el Ministerio de Bienes Nacionales. De esta forma, se habrían abordado anticipadamente, entre otras, las preocupaciones y demandas de la ciudadanía, detectando y buscando soluciones tempranas y quizás consensuadas a conflictos como los surgidos en los proyectos de Castilla, Punta Alcalde y Barrancones.

Una EAE habría permitido escuchar, tanto a quienes están a favor como a quienes se oponen a estas iniciativas en los emplazamientos que hoy ofrece el ministerio, evitando que la discusión se diera en el marco del Estudio de Impacto Ambiental del proyecto a presentar, y fortaleciendo la Resolución de Calificación Ambiental frente a demandas judiciales.

Leer en portal online del medio

¡Una luca, una oportunidad!

Nuestro compañero de labores Peter Sáez nos invita a colaborar con la campaña ¡Una luca, una oportunidad! que busca recaudar fondos  para que la pequeña Thais Espinoza, hija de su amigo, pueda acceder a un tratamiento con células madres para superar la leucemia.

El plan AUGE cubre todo el procedimiento, pero no las células madres, las que tienen un valor de 30 millones de pesos. Al día de hoy llevan $14.846.046 recaudados y quedan 56 días por delante.

Esperamos que todos se animen a aportar.

Más información sobre este caso en aquí.

IMG-20140513-WA0003

Datos para la transferencia bancaria:

CUENTA CORRIENTE
 Banco: Banco de Chile
 NºCuenta: 1820559300
 Titular: Nicolas Espinoza
 RUT: 13.941.637-6
 Email: nicespinoz@gmail.com
CUENTA DE AHORRO
 Banco: BancoEstado
 NºCuenta: 35661669207
 Titular: Margarita Arce G.
 RUT: 17.047.933-5
 Email: arcemargarita@gmail.com
CUENTA DE RUT
 Banco: BancoEstado
 NºCuenta: 17047933
 Titular: Margarita Arce González
 RUT: 17.047.933-5
 Email: arcemargarita@gmail.com
 OTRAS FORMAS DE AYUDAR
Hacer click sobre la imagen para agrandar.

 

Generación termoeléctrica: Carbón, clave en la matriz energética

Nuestra Senior Marcela Alday participó como experta en el reportaje central de la revista Electricidad de Mayo (Nº 171), sobre la generación termoeléctrica y su importancia en la matriz energética.

La sequía que ha afectado al país ha impulsado la carbonización de la matriz, una tendencia que se mantendría en el mediano plazo, en el contexto de una industria eléctrica que adquiere este insumo principalmente en el extranjero.

Factores como una menor hidrología han incidido en que la termoelectricidad haya ido tomando mayor fuerza en los últimos años, adquiriendo el carbón un rol relevante en ese escenario, tal como se desprende del informe anual de operación eléctrica 2013, elaborado por Electroconsultores, que considera datos del Centro de Despacho Económico de Carga del Sistema Interconectado Central (CDEC-SIC) y de la Comisión Nacional de Energía (CNE). Es así como mientras en 2012 el 25,45% de la generación bruta total en el Sistema Interconectado Central (SIC) fue a partir de carbón, en 2013 ese porcentaje llegó al 33,35%.

Estos datos van en línea con el volumen de proyectos a carbón que han ingresado al SIC en los últimos años, como ha sido el caso de las centrales Guacolda III (135 MW) y IV (139 MW), Ventanas III (240 MW), Coronel I (343 MW), Bocamina II (342 MW), y Campiche (242 MW); una situación que es todavía más patente en el Sistema Interconectado del Norte Grande (SING), donde en 2013 el 81,9% de la generación bruta total se explicó por el uso de dicho insumo.

Insumo relevante

Según datos del Ministerio de Energía, en 2013 entre el SIC y el SING se consumieron poco más de 12 millones de toneladas de carbón.

De ese total, alrededor de cuatro millones de toneladas anuales corresponden a AES Gener, volumen que destina a sus centrales Norgener, Angamos y Ventanas, un número que aumentaría en los próximos años cuando entre en operaciones la termoeléctrica Cochrane.

Colbún, en tanto, consume anualmente un millón de toneladas de carbón, debido a su complejo Santa María, que actualmente tiene en operación solo a la primera unidad, donde se opera con mineral del tipo bituminoso que contenga bajos niveles de azufre y de cenizas.

La preponderancia del carbón en la matriz energética nacional se mantendría en el mediano plazo, con el desarrollo de nuevas termoeléctricas, como es el caso de la segunda unidad de la central Santa María de Colbún, la quinta unidad de Guacolda, y Punta Alcalde, en el SIC, y el proyecto Infraestructura Energética, perteneciente a E-CL, en el SING.

En esta línea, en el Informe Técnico Preliminar (IPT) de precios de nudo, correspondiente a la fijación tarifaria de abril de 2014, se incluyó un programa o recomendación de 30 obras de generación a través de las cuales la autoridad refleja lo que está viendo en materia de evolución de costos de la energía. En el documento se estima que en el periodo 2017-2023 el SIC podría sumar 2.189 MW de capacidad instalada, de los cuales el 31,2% corresponde a carbón, para lo cual se consideran dos centrales para 2020 y 2021.

Licencia ambiental y social

Marcela Alday, ingeniera senior de Jaime Illanes y Asociados Consultores, comenta que “esta tendencia sigue el comportamiento de otros países, como Estados Unidos. De acuerdo con el Informe Annual Energy Outlook 2013 del U.S. Energy Information Administration, las plantas de generación a carbón seguirán siendo, al menos hasta 2040, las mayores productoras de energía de ese país, con una participación que no baja del 35%”.

Declaraciones que van en línea con los dichos de Luis Felipe Cerón, gerente general de AES Gener, quien en el marco del seminario “El Shock Eléctrico que el País Necesita”, organizado por Sofofa, señaló que a nivel mundial este combustible representa el 41% de la matriz, agregando que a costos variables de US$100/ton en carbón y US$12/MMBTU en gas, el mineral es aproximadamente US$40/MWh más económico.

Sin embargo, Marcela Alday advierte que “proyectar y llegar a construir y operar nuevas centrales a carbón implica hoy a los inversionistas desarrollar proyectos de altos estándares ambientales, que no se circunscriban exclusivamente al cumplimiento de lo que está normado, y realizar un proceso de sociabilización del proyecto que permita obtener la licencia ambiental, pero también la licencia social. La dictación de las normas de emisión para centrales termoeléctricas fue un avance importante, fijando límites bastante estrictos para las emisiones por chimeneas, pero deben atenderse adecuadamente otras problemáticas como son el uso de agua para enfriamiento, el manejo del combustible y de los residuos sólidos que se generan”.

Frente a estos requerimientos destacan acciones como la formación de la Unidad de Participación y Diálogo, en el Ministerio de Energía; y el anuncio del ministro de Hacienda Alberto Arenas de que en la primera quincena de mayo se daría a conocer el programa energético del Gobierno, el que abordaría aspectos como la mejora de los instrumentos de ordenamiento territorial y el fortalecimiento de las capacidades institucionales.

Carbón nacional

Pese a la importancia que posee el carbón como insumo energético de la matriz nacional, alrededor del 90% del mineral que se consume en Chile es importado. Es así como AES Gener obtiene gran parte de este combustible desde países como Colombia, Australia, Indonesia y Estados Unidos, una situación que se repite con Colbún, cuyo carbón es 100% importado y adquirido a través de licitaciones internacionales que realiza cada seis meses.

Sin embargo, en el último tiempo la producción nacional de carbón ha ido adquiriendo una mayor relevancia con la actividad de yacimientos ubicados en las Regiones del Biobío y Magallanes (tal como se observa en la Tabla N°1). En el extremo sur destaca Mina Invierno, propiedad de empresas Copec y Ultramar, desde donde se extrajeron más de dos millones de toneladas métricas de carbón en 2013, llegándose incluso a exportar mineral a Europa y Asia.

Sebastián Gil, gerente general de Mina Invierno, comenta que a la fecha han realizado 36 embarques, 11 de los cuales corresponden al presente año, manteniendo “un mercado mixto, el que considera clientes locales e internacionales. Dentro de estos últimos podemos mencionar como destinopara nuestro carbón a Holanda, España y Asia”.

En ese contexto, el ejecutivo explica que “el carbón de Magallanes es del tipo sub bituminoso, con un poder calorífico cercano a las 4.200 kcal/kg. En cambio, el de Colombia es del tipo bituminoso, de aproximadamente 6.000 kcal/kg. Nuestro carbón tiene la ventaja de tener un menor contenido de azufre, lo que lo hace muy propicio para el nuevo estándar de emisiones. Además contamos con la ventaja de tener mayor cercanía y, por lo tanto, menores costos de transporte para atender a nuestros clientes nacionales”, haciendo hincapié en que “la meta de este año es producir en torno a 4,5 millones de toneladas de carbón”.

No solo carbón mineral

En octubre de 2013 la australiana Carbon Energy anunció la firma de un memorando de entendimiento con Antofagasta Minerals, para adquirir los derechos de la minera sobre el proyecto de gasificación subterránea de carbón que se evalúa en el depósito Mulpún, Región de Los Ríos. Jodie Springer, investor relations manager de la empresa australiana, explica que aunque dicho acuerdo expiraba en febrero pasado, han continuado las conversaciones con la empresa nacional, y la búsqueda del financiamiento y los potenciales participantes, con el objetivo de ser el socio tecnológico para el proyecto.

Conclusiones

  • Mientras en 2012 el 25,45% de la generación bruta total en el SIC fue a partir de carbón, en 2013 ese porcentaje llegó al 33,35%.
  • Se estima que en el periodo 2017-2023 el SIC podría sumar 2.189 MW de capacidad instalada, de los cuales el 31,2% corresponde a carbón.
  • La termoelectricidad a carbón debe lidiar con factores como las mayores exigencias ambientales y la licencia social.
  • Alrededor del 10% del carbón que consume la industria nacional en Chile proviene de yacimientos ubicados en las Regiones del Biobío y de Magallanes, destacando el proyecto Mina Invierno.

Leer en portal online del medio

Ver en papel digital, página 8.

Spray Cultura JIA 4×4

sprayHemos notado que muchas personas aún tienen en la oficina el Spray Cultura JIA 4×4 que les regalamos a principios de diciembre.

Este es un producto muy útil para fines domésticos y automotrices, ya que ayuda a preservar y proteger ropa, sillones, manteles, tapices, alfombras, asientos de auto (los que tienen niños) y muchas otras superficies tapizadas.

A quienes ya lo hayan usado y obtenido buenos resultados, los invitamos a comentar las aplicaciones realizadas para compartirlas con los demás.

A continuación, el tutorial que muestra cómo se aplica el Spray Cultura JIA 4×4 (tanto de manera simbólica como real). Además, les dejamos la ficha técnica que les entregamos en su momento. 

Scotchgard™  – Protector de manchas

Beneficio generales

  • El producto protector de tejidos Scotchgard repele el agua y el aceite en los muebles, telas, alfombras, tapicerías, ayudando a mantener una buena apariencia para que luzcan como nuevos por más tiempo.
  • Actúa como tratamiento final. El material es acabado con un exclusivo fluoroquímico o sustancia química que provee un escudo protector alrededor de las fibras rechaza los líquidos acuosos y aceitosos, acumulándolos arriba para ser removidos fácilmente.
  • Lo anterior no altera para nada los tejidos de las fibras, mantienen las mismas cualidades físicas y estéticas, además es inodoro al secar.
  • Este producto es innovador y único en el mercado ya que resiste, no sólo las manchas acuosas, sino también las aceitosas. Cuando hay un derrame de alguna sustancia sobre el tejido y este está protegido con el protector Scotchgard, este no penetrará en el tejido y puede ser limpiado con una toalla o papel absorbente sin dejar manchas o residuos. Información protectores .

*Scotchgard –  Telas:

  • Contenido: 283 gramos.
  • Cubre un Cuerpo de Confortable promedio,  2 sillas c/ respaldo , ó 1  asiento de auto normal.
  • Sirve en prendas de vestir, mantelería, sábanas, zapatos de lona, forros de tela, entre otros (seda, lana, lino, algodón).
  • Repele derrames y manchas para poder removerlas antes de que el material lo absorba.

  Advertencias generales

  1. Mantener fuera del alcance de los niños.
  2. No ingerirlo bajo ninguna circunstancia. En caso de tragar o inhalar el producto, use agua y busque atención médica.
  3. Utilice el producto con una ventilación adecuada.
  4. Puede causar irritaciones en la piel, ojos y garganta.
  5. Su inhalación excesiva e intencional puede ser nociva e incluso fatal.
  6. Puede causar mareos o dolor de cabeza si su aplicación es muy prolongada y en espacios encerrados.
  7. Mantener a menos de 88°C pero nunca congelado.
  8. Preferiblemente utilizar guantes durante la aplicación.
  9. No combinarlo con otros productos .